historiasdecracks

Ayer se celebró “Hoy es Marketing” de ESIC en Barcelona.

Estábamos unas 2.000 personas…y Twitter.

Porque Twitter participaba como público y como asistente de los ponentes.

En este tipo de eventos Twitter se convierte en el compañero de butaca que susurra en tu oreja una broma sobre algún ponente, el que te codea y asiente cuando hay alguna idea destacable. Y también sirve como apoyo al discurso pues, como un eco, recoge las ideas más importantes y las repite una y otra vez, aumentando su efecto.

Además Twitter permite tomar el pulso real e inmediato al ponente u organizador sobre cómo está evolucionando el evento.

Como ejemplo, ayer se nos pidió muy amablemente que “apagáramos los teléfonos móviles”. Confusión de bulto en un evento de estas características. Supongo que quisieron decir “silenciar”. Fue Twitter el canal que recogió la sorpresa sobre ese comentario y que permitió a la organización, a través de uno de sus ponentes, arreglar rápidamente y de forma aguda el desliz.


Qué tipos de twitts se suelen leer en este evento:

* Ideas y datos interesantes proporcionados por el ponente

* Capacidad de los oradores y fluidez de su presentación

* Información externa que el público asocia a la ponencia

* Críticas o alabanzas a la organización y al ponente

* Spam (desalmados aprovechan el #hastag para colar spam).

Los ponentes, una vez terminada su intervención, no pueden evitar entrar inmediatamente en el timeline dedicado al evento para saber la opinión del público. Y deben estar preparados para leer cualquier cosa, porque no hay piedad.

Como cuando el público en el circo romano levantaba o bajaba el pulgar condenando a los luchadores o elevándolos a categorías de dioses.


Hay un dicho muy popular que reza “las palabras se las lleva el viento”… hasta que llegó Twitter.

Menuda presión para el ponente. Antes de que existiera Twitter, después de una charla te felicitaban efusivamente si lo habías hecho bien ú oías comentarios bondadosos acompañados de sonrisas displicentes si no habías sido muy bueno. Pero nunca te enfrentabas a la cruda opinión de tu audiencia. Ahora sí.

Por eso, y desde la humildad de mi butaca de oyente, me permito realizar algunas sugerencias a futuros ponentes:

* Habla en titulares: la audiencia adora repetir frases grandilocuentes (yo las llamo las citas de las galletitas chinas). Serán twitteadas rápidamente.

* Aunque vengas a “hablar de tu libro”, entendiéndose tu compañía, tu persona…o tu libro, hazlo de forma sutil. Que sea el contenido lo que ensalce tu valía y la de tu empresa, no hagas publicidad directa.

* El público quiere aprender de tus éxitos y también de tus errores. No digo nada nuevo si recuerdo que en este país siempre hay que pedir perdón antes de destacar algún logro. Si no, la autopromoción producirá un rechazo en la audiencia. En los entornos anglo sin embargo esta regla no sirve, allí la enumeración de los éxitos es muy bien aceptada (e incluso esperada). Entiende a tu audiencia y prepara el discurso en consecuencia.

* Si eres de una compañía muy conocida, la percepción sobre tu discurso no dependerá sólo de su contenido, sino de lo que los demás opinen de la marca. Si eres de una empresa con una marca valorada, las expectativas serán muy altas, y tu gran reto será no defraudar. Si tu empresa produce cierto rechazo, por ejemplo por su posición dominante, la audiencia estará esperando cualquier oportunidad para criticar al ponente que en ese momento representa a la organización. En ambos casos hay que tratar de no tomárselo como algo personal, aunque sé que no resultará fácil.

Twitter ayuda al ponente a conocer una crítica real e inmediata sobre su discurso.

Debe tomarse por tanto como una fuente de información valiosa y usarlo para mejorar en el futuro, intentando que los comentarios menos constructivos no te duelan demasiado (siempre hay algún iluminado que critica gratuitamente).

He de decir que ayer disfruté mucho con el evento. Especialmente me gustaría subrayar la intervención enriquecedora, fresca y clara de Javier Rovira, Socio-director Know How Consumering y profesor de ESIC (que por cierto, acaba de publicar el libro Reset & Reload) y de Bruno Vilarasau, Director de Desarrollo de Negocio de Telefónica Cataluña, que nos explicó las estupendas iniciativas ciudadanas que están surgiendo en el ámbito de las TIC, y que recomiendo que consultéis en Ciutadania 4.0.

Doy las gracias a ESIC por organizar “Hoy es Marketing”, como una cita ineludible con el marketing y pido como deseo para el año que viene que también se hable del personal branding ;-)

***

Seguro que puedes impulsar más tu talento y mejorar tu marca personal.
Contáctanos y te ayudaremos.

  •  
  •  
  •  
  •  
  •