historiasdecracks

Outplacement, coaching y marca personal.

Todas estas actividades están dirigidas a ayudar al talento en su crecimiento. Pero ¿en qué se parecen y se distinguen? ¿Cómo y cuándo se usan? ¿A quién dirigirse para cada actividad?

Sin pretender crear cátedra ni una definición técnica y dogmática, os doy mi visión práctica.

El outplacement es un servicio que contratan empresas y potenciales candidatos para que se les ayude en el tránsito entre un trabajo y el siguiente. Les enseñan a preparar el C.V, la entrevista, conocer las bolsas de empleo y plantearse alternativas profesionales. Les dan un “barniz” de forma y les “agitan” de fondo para que dejen de pensar linealmente en términos de la empresa donde trabajaban para abrirles nuevos horizontes.

El servicio de outplacement suele ser contratado cuando una empresa decide realizar un ERE. Entonces incluye dentro del paquete de “salida” un servicio de Outplacement para que empresas especializadas ayuden a los despedidos en su reinserción laboral.

Las empresas de outplacement usan distintas herramientas, entre las que se encuentran el coaching y la marca personal.

Outplacement

¿El coaching?

Yo lo definiría como la actividad de acompañar a un profesional para que dé lo mejor de sí mismo, inspirándole y guiándole en la superación de sus limitaciones. Lo que al jugador es el entrenador, es al profesional el coach.

coaching

¿Y qué es la marca personal?

Como bien dice siempre Andrés Pérez Ortega, es la huella que dejamos en los demás. Esa huella se crea haciendo branding personal: con la técnica de las cuatro “Pés”según los marketinianos o la inteligencia práctica según los psicólogos. Básicamente saber qué decir, cómo, cuándo, dónde y a quién para hacer que las cosas ocurran a favor de nuestra carrera profesional.

¿Y qué es la marca personal?

¿Se hace coaching y personal branding sin existir una situación de desempleo?

Por supuesto.

Las compañías contratan procesos de coaching para desarrollar a sus directivos, para ayudarles a obtener lo mejor de sí mismos y beneficiar con ello a la corporación en la que están.

El profesional, también a título particular, busca en el coaching la guía para orientar su vida y su trabajo. Y cuando quiere usar la visibilidad, el entorno, la comunicación y el networking para conseguir sus objetivos, aprende las técnicas de personal branding.

Los emprendedores también usan la marca personal para vender sólidamente su capacidad al frente de su start-up, y los freelance para captar clientes en el mercado libre.

El coach se encarga del objetivo del profesional y de orientar en el desarrollo de la capacidad, y el especialista en personal branding de ayudar a comunicar con acierto esa propuesta de valor en el sitio adecuado (on/off line).

Así que outplacement, el coaching y el personal branding son tres disciplinas distintas que se complementan mucho.

Hay especialistas de todas estas actividades, y como en todo, unos mejores que otros. Yo ya recomendé los que a mí me gustan en marca personal, que es mi especialidad. Primero en este post en el que también explicaba qué es la marca personal y luego hablando de la lista de mis favoritos en personal branding, social media y RRHH.

Y nosotros, en Headhunter & Talentist, como especialistas de marca personal, complementamos a las empresas de outplacement y a los coach en su actividad.

Porque todas estas actividades están dirigidas a ayudar al talento en su crecimiento.

***

Seguro que puedes impulsar más tu talento y mejorar tu marca personal.
Contáctanos y te ayudaremos.

  •  
  •  
  •  
  •  
  •